Construcción de sentidos: paisajes y experiencias

  • By:
  • Category:
  • 10 noviembre, 2020

«Tengo miedo de tener un cuerpo -/tengo miedo de tener un alma».
Emily Dickinson

Me resulta interesante poner en diálogo la obra de dos artistas; Amelia Barros y Johanna Borchardt. El análisis y observación de sus producciones nos posibilita dimensionar, desde el lenguaje del arte, como una misma temática u objeto puede tener múltiples abordajes y poéticas sumamente ricas y diversas. 

La obra: Sin Titulo, de Barros nos presenta la imagen fotográfica de una mancha roja e intensa con forma de monte. En ciertas zonas del plano, el color se diluye hasta llegar a un suave rosado. La escena se fragmenta en múltiples partes y continúa como un relato secuencial en la siguiente toma con algunas variaciones formales: el monte más pronunciado, el rojo, la dilución. El reconocimiento de unas líneas singulares de pelo, pequeños orificios y la textura casi imperceptible de la piel delatan con sutileza la configuración de un cuerpo. Su lente se aproxima al detalle en lo que pareciera ser un intento por asir el interior, lo que no vemos, lo profundo. Sus fotografías se conforman en una narrativa de cuerpos devenidos en paisajes. 

En esta serie, la artista pareciera buscar los vestigios o secretos de lo aún no reconocido. 

Borchardt, titula: Instrucciones para besar a una interesante serie de acciones que viene realizando hace algunos años. El registro en fotografía de una de ellas, nos expone el retrato en primer plano de un hombre canoso, vestido con traje y con una leve expresión de perplejidad. Su  boca está rayoneada con lápiz labial rojo como las huellas y rastros dejados luego de algún encuentro amoroso. La imagen produce un gran magnetismo, tensión e intriga. Es el instante posterior de algo que acaba de suceder. 

Borchardt experimenta con el cuerpo desde la acción. Su búsqueda se orienta a la reproducción de la performatividad de lo social, gestos que realizamos en nuestra cultura y que tienen un alcance y significado. Desde hace algunos años que esta performer y bailarina realiza distintas variaciones sobre esta acción. Los espectadores e invitados besan, paredes, objetos según los lineamientos propuestos por la artista o por otros. 

Las obras y procesos de ambas artistas me llevaron a vincularlas con el Karada, cuerpo en la cultura japonesa. El Karada se concibe como fuente de reflexión y simbolización sobre la vida, es el cuerpo como metáfora. “Si nosotros los orientales guardamos mementos, es sólo a través de la carne, el cuerpo” señaló el filósofo Shunsuke Tsurumi .¿En qué parte del cuerpo se muestra más el pasado?” 

Amelia Barros, pareciera recorrerlo por completo: cabeza, hombro, espalda, vientre, caderas, piernas, pies. ¿Qué recuerdos busca la artista en esos recorridos, fragmentos y pasajes sinuosos? ¿Es en las imperceptibles marcas de la piel que se presentan los rastros de lo vivido, los reflejos del alma, las huellas de la tristeza o la felicidad ?  

Su obra nos resulta enigmática y misteriosa y a la vez nos devela una nueva mirada sobre el cuerpo como lugar de archivo, registro de la vida y el tiempo.

En la mirada de Borchardt, la boca es el centro de atención. Este órgano cumple funciones tan esenciales como comer y hablar. Sin embargo, adquirió otros usos construidos desde la cultura como la acción de besar en un gesto de amor. 

En la obra de esta artista, la boca es el instrumento para el beso, aunque en su repetición mecánica pareciera perder el sentido y transformarse en otra cosa. La experiencia performática deviene en juego y el rostro transfigurado por la pintura, en transformación.

El lenguaje del arte nos revela la posibilidad de observar el mundo desde otras perspectivas, permite el descubrimiento de nuevas, impensadas y singulares miradas.

Luz Novillo Corvalán, 
curadora invitada para esta edición

_______________________

BIO

Luz Novillo Corvalán Es Licenciada en Pintura de la Facultad de Artes, Universidad Nacional de Córdoba (2002) y Especialista en Procesos y Prácticas de Producción Contemporánea, Universidad Nacional de Córdoba (2018). Artista, gestora cultural, curadora de arte independiente y galerista. Hace un año que dirige ABRE, galería de arte contemporáneo, junto a su socia Lourdes Carranza. 

Ha realizado numerosas curadurías en museos e instituciones culturales de la ciudad de Córdoba, entre las más recientes se destacan; Tándem, Casa Naranja, (2019) Tiempo de Aventuras, Museo Evita Palacio Ferreyra, (2017); Retrato de un artista, Eduardo Hoffmann, Museo Emilio Caraffa, (2016) El teatro del mundo, Eugenio Zanetti,, Museo Genaro Perez (2014). Fue Curadora de la Zona Bonino y Coordinadora de los Premios Mercado de Arte,  Secretaría de Cultura, Municipalidad de Córdoba (2013). Coordinadora general de la Muestra Internacional Afuera! Arte en Espacios Públicos en Córdoba (2010). Curadora y Programadora del Centro Cultural España Córdoba entre los años 2002 AL 2006. Asimismo se desempeña como jurado en certámenes y premios. Tiene publicaciones de su especialidad. Vive y trabaja en Córdoba.